Movilh y comunidad judía presentan recurso contra grupo neonazi

Movilh y comunidad judía presentan recurso contra grupo neonazi

Compartir

La Comunidad Judía de Chile y el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh) presentaron este viernes un recurso de protección contra el grupo neonazi autodenominado “Partidarios por la defensa de Chile”, quienes en sus discursos promueven el racismo, al antisemitismo, la xenofobia y la transfobia, según indican.

La iniciativa contó con el patrocinio del diputado DC Gabriel Silber, y los PPD Ramón Farías y Daniel Farcas, así como con la adherencia de los parlamentarios PPD Miguel Alvarado, Cristián Campos, el PSJuan Luis Castro, el DC Juan Morano, los PRSD Gonzalo Fuenzalida, Fernando Meza, Alberto Robles yMarcela Hernando, los UDI María José Hoffmann, José Antonio Kast y Jorge Ulloa, la RN Paulina Núñez, y el Evópoli Felipe Kast.

También respaldó el Programa de Atención a Víctimas de Delitos Violentos del Ministerio del Interior.

Silber, Farías y Farcas, el Movilh y la Comunidad Judía demandaron la Ley que Sancione la Incitación al odio y denunciaron a Padechi de calificar explícitamente a los judíos, homosexuales e inmigrantes de “enemigos y destructores del país”, así como de despreciar el concepto “derechos humanos”.

Entre otros contenidos,  el “programa” de Padechi  acusa a la “supremacía judía reinante” de ser laresponsable de la “homosexualidad” con “la finalidad de disminuir la población”.

“Grupos como Padechi tiene un modus operandi. Son los encargados de difundir discursos de odio, por ejemplo a través de sitios web, medios impresos o campañas en la vía pública, y siempre ponen como vocero sólo a una persona, mientras otros actúan desde el anonimato”, indicó el dirigente del Movilh, Rolando Jiménez.

El mismo dirigente apunta  a que estos grupos “disfrazan” su cercanía con el neonazismo usando imágenes similares a las esvástica, que si bien no son el símbolo literal, así es interpretado por quienes quieren seguirlo.

En el recurso de protección se precisó que el actuar de Padechi vulnera “el derecho a la vida y a la integridad física y psíquica, la igualdad ante la ley, la honra y el respeto a la protección a la vida privada de la persona y familia”, principios garantizados en la Constitución.

También se alegó que se vulnera el derecho a la no discriminación, garantizado en la Ley Zamudio, y el deber de los medios de comunicación de transmitir informaciones libres de odio y hostilidad, garantizados en la Ley 19.733.

Es por eso que se demandó la baja del sitio web del grupo por sus contenidos promotores del odio, como son la lista de sus enemigos ubicada en sección denominada “Destructores de Chile, su programa “nacionalista” y los suplementos Viva la Patria y Los Patriotas.

    Dejar una respuesta