Turquía: conflicto con EE.UU. hace caer lira y bolsas de Europa

Turquía: conflicto con EE.UU. hace caer lira y bolsas de Europa

Compartir

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció hoy (10.08.2018) un aumento de los aranceles sobre las importaciones de acero y aluminio procedentes de Turquía argumentando que la lira turca se está devaluando rápidamente en relación con el dólar.

“Acabo de autorizar que se dupliquen los aranceles sobre el acero y el aluminio de Turquía ya que su moneda, la lira turca, se deprecia rápidamente hacia abajo contra nuestro fuerte dólar”, señaló el presidente estadounidense, Donald Trump, en su cuenta oficial de Twitter. “(Los aranceles) al aluminio ahora serán del 20 % y al acero del 50 %. ¡Nuestras relaciones con Turquía no son buenas en este momento!”, añadió el mandatario.

Donald J. Trump@realDonaldTrump

I have just authorized a doubling of Tariffs on Steel and Aluminum with respect to Turkey as their currency, the Turkish Lira, slides rapidly downward against our very strong Dollar! Aluminum will now be 20% and Steel 50%. Our relations with Turkey are not good at this time!

DESACUERDOS EN POLÍTICA INTERNACIONAL

Los nexos entre Estados Unidos y Turquía no son buenos en estos momentos. Ya estaban enturbiados por varios desacuerdos en política internacional, entre ellos la guerra en Siria, pero se deterioraron aún más en las últimas semanas por el caso de un pastor estadounidense detenido en Turquía bajo cargos de terrorismo y espionaje.

Andrew Brunson fue encarcelado en octubre de 2016 y acusado de cargos de terrorismo y espionaje en diciembre de ese mismo año. La Fiscalía pide hasta 35 años de cárcel. Trump ha exigido personalmente en varias ocasiones la puesta en libertad del pastor de 50 años.

Turquía acusa al estadounidense de tener vínculos con el movimiento del clérigo Fethullah Gülen, autoexiliado en Estados Unidos, a quien Ankara acusa de estar detrás del fallido golpe de Estado perpetrado por una facción del Ejército en julio de 2016.

CAEN MERCADOS DE TURQUÍA

En una jornada marcada por las fuertes bajas en los mercados de Turquía, las principales plazas bursátiles de Europa cerraron las operaciones con caídas de más de 2% y los principales bancos encabezaron las pérdidas. La ola de ventas se desencadenó luego que el Banco Central Europeo manifestara su preocupación por la alta exposición que tienen las entidades financieras al país turco, que en estos momentos ve a su moneda depreciarse 14% frente al dólar.

Los conflictos diplomáticos entre Ankara y Washington profundizaron la inestabilidad económica que afecta a Turquía, uno de los mercados emergentes más importantes. El país registra una inflación de más de 16%, un déficit comercial de 6% y una moneda que se ha depreciado 41% en lo que va del año.

La situación se agravó cuando Trump anunció que -en virtud del desplome de la lira turca- autorizó aplicar un aumento en los aranceles al aluminio y el acero de hasta 50% y 20%. La noticia incrementó las pérdidas de la moneda, y en lo que va de las operaciones, anota una caída de 14% y destaca como la moneda que más se deprecia en el mundo.

IMPACTO EN EUROPA

Union Europea-emol efeEl desplome del tipo de cambio encendió las alarmas del Banco Central Europeo. La entidad advirtió su preocupación frente a la alta exposición de la banca europea a Turquía, y según un reporte publicado por Financial Times, el ente regulador se encuentra monitoreando de cerca a bancos como BBVA -que tiene 15% de sus activos en Turquía y BNP Paribas.

Las señales del BCE generaron un clima de temor entre los inversionistas y los índices bursátiles cayeron arrastrados por la banca. El Euro Stoxx 50 -indicador que concentra a las principales compañías de la euro zona retrocedió 1,94%, y la mayor presión la protagonizó BBVA con caída de 5,16%.

En tanto, el Dax de Alemania cedió 1,99% arrastrado por los títulos de Deutsche Bank que perdieron 4,06%, mientras que BNP Paribas cayó 2,99% y destacó dentro de las principales bajas del CAC 40 de Francia.

LIRA TURCA

Lira-turca-La TerceraEn las primeras operaciones del día, las bolsas del mundo y la canasta de monedas emergentes se teñían de rojo, lideradas por el fuerte depreciación de la lira tura. Hasta el momento, la divisa turca se desplomaba más de 15%, mientras que el dólar multilateral subía a máximos de más de un año.

Los activos de riesgo retrocedían en la medida que la crisis económica de Turquía amenazaba con extenderse. El punto de inflexión lo marcó un anuncio del Presidente Donald Trump en donde informaba sobre un incremento en los aranceles para el acero y el aluminio contra el país, en hasta 50% y 20%.

Tras la noticia, la divisa turca se desplomaba más de 15% y lideraba las depreciaciones en la canasta de emergentes. Con ello, y sumado a la fortaleza internacional del dólar, ninguna divisa del grupo lograba apreciarse.

 FUGA DE CAPITALES

Turquia-dw gettyLa crisis turca, larvada desde hace meses y que empezó a extenderse esta semana, ha estallado en toda su magnitud, con una caída de la lira que, por momentos, roza el 20%. Una fuga de capitales en toda regla que empezó a primera hora de la mañana y que se agravó con el paso de las horas, contagiando a mercados de Bolsa, deuda, materias primas y divisas en todo el mundo y desatando la huida de los inversionistas de los activos de riesgo.

El conflicto diplomático entre Ankara y Washington a cuenta de un religioso detenido por Ankara ha hecho estallar una situación de inestabilidad larvada desde hace meses. La inflación turca está en el 16%, el déficit comercial en el 6% y el Banco Central, tutelado por Erdogan, se ha resistido a subir tipos, fomentando un crecimiento basado en el crédito difícil de sostener en el tiempo: el dinero extranjero hace meses que dejó de entrar en Turquía y ahora sale despavorido. Las sanciones de EE UU conocidas esta semana (amenazando con sacar a Turquía de la lista de 120 países que no paga aranceles en determinados) ha sido la puntilla.

El mercado aguardaba con esperanzas el plan del Gobierno turco para abordar la fuga de divisas, pero la intervención de Erdogan, en lugar de aliviar a los inversores, los ha puesto aún más nerviosos. El autoritario líder ha pedido a los ciudadanos que cambien sus euros y dólares por liras, en un intento de reflotar a la divisa turca. El dirigente turco ha calificado la situación que vive el país como batalla nacional. “Ellos tienen los dólares, nosotros tenemos a nuestro pueblo y tenemos a Dios”, había afirmado horas antes. El ministro de Finanzas, yerno de Erdogan, compareció públicamente, sin anunciar medidas de relevancia.

ERDOGAN PIDE A TURCOS COMPRAR LIRAS

Turquía Erdogan-dwEl presidente Tayyip Erdogan pidió el viernes a los turcos que intercambien oro y divisas por liras, enmarcando la crisis de la moneda de Turquía en una “batalla nacional” contra enemigos económicos.

La lira, que ha perdido un tercio de su valor este año, cayó tras sus comentarios y cotizaba a alrededor de 6,05 por dólar, casi un 9 por ciento más débil que el día anterior.

“El dólar no puede bloquear nuestro camino. No se preocupen”, dijo Erdogan a una multitud en la ciudad de Bayburt, en el noreste del país.

“De todas maneras, lo digo una vez más desde aquí. Si hay alguien que tenga dólares u oro bajo el colchón, debería cambiarlo por liras en nuestros bancos. Esta es una batalla doméstica, nacional”, dijo.

“Esta será la respuesta de mi pueblo a quienes han librado una guerra económica contra nosotros”.

Horas antes, la lira cayó hasta un 14 por ciento entre preocupaciones por la influencia de Erdogan sobre la política monetaria y el empeoramiento de las relaciones con Estados Unidos, que llevaron a un pánico en el mercado que también contagió a acciones de bancos europeos.

Turquía se enfrentaba a una volatilidad financiera artificial, dijo Erdogan, y la gente no debería prestar mucha atención a los precios de las divisas, y debería centrarse en el “panorama general”.

También dijo que aumentar la producción, las exportaciones y el empleo era la mejor respuesta a los desafíos del país. (Pulso Agencias DW EFE dpa)

Dejar una respuesta