PS, PC e IC piden a Maduro "juicio justo y pronto" a...

PS, PC e IC piden a Maduro "juicio justo y pronto" a opositores detenidos

Compartir

Un llamado al gobierno de Venezuela a otorgar un juicio “justo y pronto” a los dirigentes opositores encarcelados hicieron esta tarde los presidentes del Partido Socialista, Osvaldo Andrade; del Partido Comunista, Guillermo Teillier; y de la Izquierda Ciudadana, Sergio Aguiló.

“Toda persona encarcelada, incluso quienes permanecen en prisión bajo graves cargos criminales de connotación política, tienen derecho a un juicio justo y pronto y a que sus prerrogativas individuales sean debidamente cauteladas y respetadas. A este respecto, instamos al Gobierno de Venezuela a contribuir para que los dirigentes políticos opositores  que están en prisión sean prontamente juzgados. Y en su caso,  en el evento en que  los delitos por los que están encausados no sean debidamente establecidos, se proceda a su liberación efectiva”, señalan en una declaración pública.

Los presidentes de partidos manifestaron que “Venezuela confronta circunstancias complejas y difíciles que no son posibles de  ignorar. Y en un mundo globalizado y crecientemente integrado e interdependiente, nadie debiera sentirse ofendido y menos agredido en su integridad soberana, ni en su derecho legítimo e inalienable a la autodeterminación nacional,   porque se manifieste legítima, genuina  y constructiva preocupación por estas circunstancias”.

“Nos importa el destino de Venezuela y no podemos permaneces impávidos e indiferentes.   El normal y pacifico devenir político, económico y social venezolano, así como el de cualquier otro país latinoamericano,  es un asunto que concierne  e implica al conjunto de la región latinoamericana”, señalan.

Andrade, Teillier y Aguiló plantean que “los derechos humanos en su integralidad, incluidos los derechos económicos, sociales y políticos constituyen un patrimonio de toda la humanidad. La izquierda y el progresismo en todo el mundo han incorporado estos valores y principios como ejes sustantivos de su pensamiento y de su actuar. Confiamos en que el gobierno venezolano pueda perseverar en la dirección de ampliar y profundizar la vigencia de estas normas universales e imprescriptibles”.

La crisis en Venezuela ha tomado revuelo en Chile durante las últimas semanas, en especial luego de la visita del ex presidente Piñera. De hecho, esta semana parlamentarios del PPD y la DC pidieron a Bachelet interceder ante Maduro por la situación del líder opositor Leopoldo López.

Hoy, Bachelet sostuvo una breve reunión con Maduro, aunque aún el gobierno no ha detallado si es que se abordó o no la situación de López.

CRITICAS A PIÑERA, PASTRANA Y CALDERON

Los dirigentes de los partidos plantean que “el gobierno del presidente Nicolás  Maduro está revestido de una legitimidad democrática incuestionable, pues emergió de unas elecciones avaladas interna e internacionalmente. Como bien se sabe, los días y meses que siguieron a este ejercicio democrático estuvieron marcados por una gran polarización política y por episodios de agudo enfrentamiento político y social. Esa no es la circunstancia de la Venezuela de hoy, pero no cabe duda que sus secuelas se mantienen vigentes y amenazantes”.

En uno de los párrafos más duros de la declaración los timoneles cuestionan la gira a Venezuela del ex Presidente Piñera, y los ex mandatarios de Colombia Andrés Pastrana y el de México Felipe Calderón, a quienes calificaron de buscar “un protagonismo mediático oportunista”.

“No cabe  hacerse cargo de las críticas, la propaganda y las tergiversaciones interesadas que se tejen contra Venezuela y su gobierno desde la derecha interna e internacional. Mucho menos corresponde que se avalen acciones como las recientemente protagonizadas por tres ex presidentes latinoamericanos, las cuales como ha quedado de relieve, más que expresar una legítima y autentica  preocupación por la situación venezolana, en realidad buscaban un protagonismo mediático de carácter oportunista”, manifestaron.

Finalmente, Andrade, Teillier y Aguiló plantean que “en cuanto a Chile, advertimos que la cuestión venezolana, siendo un asunto controvertido que suscita opiniones encontradas, de ninguna manera debe convertirse el tema que dé lugar a conflictos, especialmente al interior de la Nueva Mayoría. Recalcamos que en esencia, respecto al tratamiento  que se le da a nivel gubernamental, este constituye un asunto propio y exclusivo  del ámbito  de la política exterior”. (La Tercera)

 

Dejar una respuesta