Proyecto propone Estrategia Nacional de Inteligencia cada cuatro años

Proyecto propone Estrategia Nacional de Inteligencia cada cuatro años

Compartir

El Ministerio del Interior ha enviado al Congreso cuatro de los cinco proyectos de ley que surgieron de las 150 medidas del Acuerdo Nacional por la Seguridad Pública, anunciados por el Ejecutivo el 6 de noviembre pasado. En los últimos 20 días se envió el que establece nuevas obligaciones a las municipalidades en la seguridad pública, también uno que reestructura el Sistema de Inteligencia del Estado, otro que moderniza las policías y, finalmente, el que otorga un plazo de amnistía de seis meses para la entrega de armas de fuego. Pendiente queda el que reforma completamente el Sistema de Control de Armas, que está recibiendo las últimas modificaciones y será enviado en las próximas semanas, según indican desde la cartera.

Respecto del proyecto que modifica la Ley 19.974, sobre el Sistema de Inteligencia del Estado (SIE) y que crea la Agencia Nacional de Inteligencia, el documento, al que tuvo acceso “El Mercurio”, establece la creación de un Consejo Asesor de Inteligencia -integrado por el ministro del Interior y Seguridad Pública, de Defensa Nacional, el subsecretario del Interior y por los jefes de los organismos que conforman el SIE-, que tendrá como finalidad “asesorar directamente al Presidente de la República en materias de inteligencia, para lo cual se reunirá, al menos, semestralmente”.

En esa línea, deberá diseñar una estrategia nacional de inteligencia que contenga los objetivos estratégicos del Estado en la materia y cuya planificación “será de carácter secreta”, la que “será elaborada cada cuatro años por el director de la ANI, con el consentimiento de Interior y Defensa, además de aprobada por el Presidente.

También incorpora al SIE los departamentos de inteligencia de Gendarmería y del Servicio Nacional de Aduanas, y en otro nivel la Unidad de Análisis Financiero y el SII. Todos conformarán el Comité de Inteligencia, “cuya función será orientar, regular, optimizar, revisar y evaluar el flujo e intercambio de la información e inteligencia”, según cita el texto. Lo que se complementará con “sanciones administrativas para el caso de incumplimiento injustificado en la entrega de información”.

Por otra parte, se crea el cargo de subdirector de la ANI y se fortalecerán facultades de fiscalización que hoy tiene la Comisión de Control del Sistema de Inteligencia del Estado de la Cámara de Diputados, de manera que los informes que debe rendir el director de la ANI tengan una periodicidad semestral, y como contrapartida, “se agravarán sustancialmente las sanciones a los parlamentarios que infrinjan su deber de reserva”, lo que se sancionará con la “pena de presidio mayor en sus grados mínimo a medio y la inhabilitación absoluta perpetua para cargos y oficios públicos, derechos políticos y profesiones titulares”.

El proyecto que modifica el SIE ingresó el 13 de noviembre al Senado y se discutirá en las comisiones unidas de Seguridad Pública y Defensa Nacional. (El Mercurio)

Dejar una respuesta