Larraín con C. Suprema: “Esperamos una respuesta que no hemos tenido”

Larraín con C. Suprema: “Esperamos una respuesta que no hemos tenido”

Compartir

A las 15.00 horas comenzó la reunión entre el Ministerio de Justicia y magistrados de la Corte Suprema, realizada en medio de un debate que se ha generado entre las instituciones por un tema en común: los cambios al sistema de nombramiento de jueces en el Poder Judicial.

Tanto el ministro de la cartera, Hernán Larraín, como el subsecretario de Justicia, Juan José Ossa, se reunieron con el presidente del máximo tribunal, Haroldo Brito.

Tras la cita, el titular de Justicia dejó en claro que el máximo tribunal aún no tiene una postura unitaria y clara respecto al tema. “Hemos esperado una respuesta de la Corte Suprema que aún no hemos tenido. Nos ha informado el presidente que nuestra propuesta, en el Pleno de la Corte, aún no logra acuerdo. Y esperamos su discusión porque para el gobierno, antes de enviar el proyecto de ley, es importante escuchar lo que dice la corte sobre esta materia”, sentenció.

Al respecto, Brito aseguró que le manifestó al ministro que “la Corte está trabajando, no ha alcanzado acuerdo a este respecto todavía. Pero la corte está trabajando, conociendo y progresando en la compresión del sistema”.

Esta reunión tenía como finalidad llegar a un punto de acuerdo entre las partes, luego de varios días de tensión desde el mensaje presidencial. ¿Qué ha ocurrido desde que el Ejecutivo anunció esta iniciativa?

El anuncio de la Cuenta Pública

“Con el propósito de mejorar la justicia en Chile, propondremos a este Congreso una serie de Proyectos de Ley para terminar con el lobby judicial, mejorar los requisitos, y el sistema de nombramiento de jueces y fiscales”.

Esta fue la frase que ocupó el Presidente Sebastián Piñera durante la Cuenta Pública del pasado 1 de junio para referirse a los cambios que propondrán como gobierno en relación a las modificaciones al Poder Judicial.

Luego del término del mensaje presidencial, el propio Brito se refirió a los anuncios y a las alusiones respecto de los límites de la autonomía de la justicia.

“Frente a la posibilidad de llevarse al Parlamento propuestas de cambios en los sistemas, hay que decir que dentro del Poder Judicial hay suficiente conocimiento y sensibilidad sobre esta materia”señaló el presidente de la Suprema.

“Este tema es un tema en el que hay una conversación pendiente. Una conversación franca e informada para darle un buen vamos a esta discusión”, finalizó Brito en la ocasión.

Pero las respuestas no quedarían solo ahí.

Réplica de Larraín

Pasó menos de un día antes que el ministro de Justicia diera nuevas luces respecto del anuncio presidencial.

En entrevista con La Tercera, Hernán Larraín señaló que “hemos estado en permanente contacto en todos los temas y nunca hemos recibido inquietud ni interés de participar en estos temas”.

“No es justo decir que no hemos considerado a los ministros de la Corte Suprema, ellos han estado avisados de todo este proceso permanentemente y recién ahora han manifestado voluntad de participar, pero, en todo caso, nosotros teníamos resuelto que debían participar antes de que enviáramos el proyecto y así lo informé a Haroldo Brito, presidente de la Corte Suprema, algunos días atrás”, continuó el jefe de la cartera.

Al día siguiente de esta entrevista, Larraín y Brito se reunieron para discutir los alcances de la propuesta del Ejecutivo, en lo que se vio como una señal para acercar posturas entre ambas instituciones. Ese día, el ministro de Justicia hizo entrega de una minuta que contenía la propuesta  del Ejecutivo para la modificación de la designación de jueces.

“Hemos informado a la Corte Suprema para que estén en conocimiento del trabajo que estamos realizando. Hoy, una vez que el gobierno fijó una posición, necesitamos una opinión más formal de la Corte Suprema sobre estas propuestas y antes de enviar el proyecto de Ley al Congreso”, sostuvo Larraín en dicha reunión.

No obstante, las relaciones entre el Ministerio y la Corte Suprema ya se encontraban tensionadas en ese instante.

La propuesta de la Suprema

“El tribunal ha adoptado el predicamento de avanzar en la materia, de manera de acercarnos lo más posible a la objetividad, a la priorización del mérito y a dejar de lado los espacios de arbitrariedad”. De esta manera el ministro vocero de la Corte Suprema, Lamberto Cisternas, introdujo los cambios al protocolo de designaciones de magistrados en el Poder Judicial, el pasado lunes 10.

Fuentes judiciales confirmaron que el anuncio presidencial, y las sugerencias de una falta de interés en participar en la discusión, generaron molestias a algunos jueces.

Además, al interior del mundo judicial, se sintió como un desaire la poca consideración que se tuvo respecto al propio proceso que ha llevado la Corte Suprema respecto de las modificaciones a los criterios de nombramientos.

El día del anuncio, el propio Cisternas desestimó que se tratara de un anuncio paralelo al de Justicia. “Nosotros hemos venido trabajando en esto desde el año 2015. Hemos ido avanzando paulatinamente. Entonces no estamos en líneas diversas, sino que estamos siguiendo lo que en este momento podemos hacer, y tratando de hacerlo lo más óptimamente posible en esa línea”, afirmó el vocero del tribunal.

En los próximos días se verá si efectivamente ambas instituciones conseguirán unificar posturas y dejar de lado las tensiones que vivieron en estas dos semanas, desde la realización de la Cuenta Pública.

La Tercera/Agencias

Dejar una respuesta