Autorizan desalojo de inmigrantes de playa Cavancha a petición de alcalde

Autorizan desalojo de inmigrantes de playa Cavancha a petición de alcalde

Compartir

El delegado presidencial de Tarapacá, Miguel Ángel Quezada, autorizó esta jornada el desalojo de la playa Cavancha, el que fue solicitado por el alcalde de Iquique, Mauricio Soria, luego de que un grupo de inmigrantes se instalara con carpas en ese balneario, el principal de la ciudad nortina.

Mediante una resolución exenta, la autoridad regional indicó que “se ordena la restitución de los bienes precedentemente señalados (…) orden dispuesta en contra de terceros no individualizados y en contra de cualquier ocupante que sea habido en el mismo momento de la notificación de la presente resolución”.

Quezada agregó que “conforme a sus facultades de administración de los bienes municipales referidos, corresponderá a la I. Municipalidad de Iquique la designación de un Ministro de Fe, para el cumplimiento de lo resuelto, provisión de la logística necesaria para su implementación y para la recepción de los bienes antes individualizados”.

Agrega que “Carabineros de Chile y Policía Marítima, conjuntamente con el Ministro de Fe que sea designado, deberán notificar esta resolución personalmente a cualquier ocupante de los bienes municipales cuya restitución se solicita”. Agrega que en caso de existir oposición por parte de los ocupantes, las fuerzas policiales “procederán inmediatamente a su desalojo, con facultades de allanamiento y descerrejamiento”.

SOLICITUD DE SORIA

Todo partió horas antes en la jornada cuando el alcalde de Iquique, Mauricio Soria, remitió un oficio al delegado presidencial en el cual solicitaba el desalojo de la playa en cuestión.

“Por intermedio de la presente vengo a solicitar a usted el uso de la Fuerza Pública de modo preventivo o bien para ejercer el inmediato desalojo de la ocupación ilegal de playa Cavancha y borde costero con fines de pernoctación”, indica el edil en el texto.

Al respecto, agrega que “el día de ayer (jueves), a partir de las 19.00 horas, se pudo constatar que grupos de migrantes comenzaron a instalarse en dicho sector (…) a pesar de que nuestra frontera terrestre se supone cerrada y que para quienes la rebasen existen albergues disponibles”.

Asimismo, sostiene que la ocupación de esta playa por “migrantes irregulares viene a agravar la crisis sanitaria y de seguridad que ha significado mantener una frontera fuera de control”.

En declaraciones posteriores, el alcalde Soria afirmó que hizo la solicitud debido a que “en playa Cavancha está prohibido acampar, para todos y todas, independiente de su nacionalidad: no pueden acampar los chilenos y tampoco ningún extranjero”.

En este sentido, explicó que Cavancha “es el principal balneario de nuestra ciudad y hay que sanitizarlo, hay que limpiarlo y eso se hace de noche”.

Además, indicó que personal de la Armada realiza patrullajes durante el día y la noche para evitar que se instalen carpas en el sector. “Pero cuando las patrullas siguen recorriendo otros lugares de nuestra costa, las personas finalmente vuelven a acampar”, afirmó Soria.

La autoridad comunal explicó que “estamos pidiendo al delegado presidencial el desalojo de estas personas y que sean trasladadas al campamento que se armó para pasar la noche, que es playa Lobito. Que las personas puedan allá acceder a los servicios básicos y poder pasar la noche”.

“FRONTERA DESCONTROLADA”

El alcalde Mauricio Soria acusó que el actual escenario “se da en el mismo contexto que me han escuchado reclamar hace bastante tiempo, al descontrol que tenemos en la frontera, un descontrol que hoy, en palabras de la Seremía de Salud, está aumentando también los casos de Covid”.

“El control sanitario no se puede lograr con una frontera que está descontrolada y eso trae y arrastra todo lo demás”, destacó.

Esto, en momentos en que para mañana sábado están anunciadas dos marchas contra la inmigración en la Región de Tarapacá: una en Iquique y otra en Alto Hospicio. Las manifestaciones -no autorizadas- están programadas ambas para las 12.30 del día. (La Tercera)

Dejar una respuesta