41 alcaldesas gobiernan al 16% de la población total de Chile

41 alcaldesas gobiernan al 16% de la población total de Chile

Compartir

Según un informe elaborado por la rectora de la Universidad de Las Américas, exsubsecretaria de Educación y doctora en Economía de la Universidad de Boston, Pilar Romaguera, solo un 16% de la población del país está gobernada por alcaldes mujeres, en 41 de un total de 345 comunas. Esto corresponde a 2 millones 885 mil 647 personas, de acuerdo con las cifras entregadas por el Censo de 2017. En contraparte, los hombres están a cargo de las restantes 304 municipalidades, las que están habitadas por 14 millones 688 mil 356 personas, es decir, un 84% del país.

Respecto a estas cifras, Romaguera destaca que “a nivel nacional el número de alcaldesas solo alcanza a un 11,9% del total nacional, muy lejos del 50% que representan en la población del país. En términos de brecha de representación, esta alcanza a un -75% y se ha mantenido estable desde el año 2000”.

Las 41 alcaldesas que tiene Chile también pueden ser analizadas según su color político. De estas, 21 fueron electas en un partido del pacto Chile Vamos, mientras que 14 lo fueron dentro de la ex

Nueva Mayoría. Las seis ediles restantes son independientes, a excepción de una candidata del disuelto partido Amplitud.

La brecha de género no es un fenómeno actual, sino que puede visualizarse desde hace casi tres décadas. En 1992, tres mujeres conquistaron las jefaturas municipales de un total de 47 que se elegían ese año, lo que correspondió a un 6,4% del total. Si bien este porcentaje se ha duplicado hasta la elección de 2016, en ningún comicio de los últimos 26 años la representación de mujeres en los mandos de los municipios ha logrado pasar el 13%.

La rectora del plantel universitario opina que para que se genere un cambio significativo en estas cifras “es necesario que mejore la participación electoral. La última elección municipal alcanzó al 34,81% de los inscritos. Las mujeres, que componen más del 50% de la base electoral, deben confiar y comprometerse a una mayor participación en cada una de las elecciones futuras”.

¿LEY DE CUOTAS?

Ramona Reyes es alcaldesa de Paillaco, ubicada a 50 kilómetros de Valdivia. Además de estar a cargo de la municipalidad, ocupa un cargo de suma importancia para todas las alcaldesas: es la presidenta de la comisión de género y equidad de la Asociación Chilena de Municipalidades. Desde ese puesto, ha fomentado la integración de mujeres para ganar alcaldías. Reyes incluso señala que durante este año se generarán instancias para que sean las mismas representantes femeninas quienes definan de qué manera pretenden aumentar la representación de su género: “Estamos organizando encuentros de aquí a fin de año en el norte y en el sur del país, para convocar a fin de año un gran congreso nacional de mujeres municipalistas”.

La edil también aspira no solo a alcanzar la Ley de Cuotas que hoy rige en el Parlamento, sino que a tener aún más: “La idea es hacer un llamado al Ejecutivo y al parlamento, para que en las próximas elecciones municipales podamos tener una ley de cuotas que incorpore, al menos, la paridad entre hombres y mujeres candidatas, es decir, 50/50”.

A lo anterior, Ramona Reyes agrega que “nos entrevistamos con la recientemente electa presidenta de la nueva Comisión de Género de la Cámara de Diputados, Pamela Jiles, y con la ministra (Isabel) Plá, quien nos dijo que el gobierno estaba dispuesto, al menos, a fomentar una ley de cuotas para concejalías y para consejerías regionales”.

Pero no todas son tan optimistas como la alcaldesa de Paillaco de cara a las próximas elecciones municipales. Carolina Leitao es la jefa comunal de Peñalolén, y si bien no cree que se pueda empujar una política pública de discriminación positiva, está convencida de que gran parte del trabajo debe ir de la mano de los partidos políticos: “Lamentablemente, la ley de cuotas no es aplicable en el ámbito municipal tal como la conocemos. Sin embargo, el rol que juegan los partidos políticos en esto es muy importante: se requiere cautivar mujeres, pero esto no nace de un día para otro sino que, más bien, tiene que ver con promover interna y externamente una persona que se radique a trabajar en un territorio, que tenga conocimiento de la comuna”.

Por su parte, la alcaldesa de Providencia, Evelyn Matthei, cree que en gran parte el problema es social. “(Las mujeres) deben enfrentar sesgos culturales que facilitan a los hombres hacerse de un ‘mejor derecho’ para ascender o postular a los puestos más apetecidos, porque la mayoría de los que deciden todo son hombres”, sentencia la jefa comunal de la comuna santiaguina. (La Tercera)

Dejar una respuesta